La mola guna llega al mundo de los NFTs y quiere conquitar el Metaverso

La mola guna llega al mundo de los NFTs y quiere conquitar el Metaverso

Entrevista al emprendedor Kelvin Alvarado en La Prensa. Foto: Miguel López




El mercado del arte digital NFT ha venido creciendo en los últimos meses, y en esto se basó el emprendedor y profesional en tecnología, Kelvin Alvarado para proyectar su nuevo proyecto digital.

Alvarado creció en el archipiélago de San Blas, en la isla Wichub-Huala. A los 18 años viajó a la ciudad de Panamá para estudiar tecnología, donde adquirió todos los conocimientos para ahora moverse con soltura en la creación de aplicaciones orientadas a promover la cultura de sus ancestros.

La mola guna llega al mundo de los NFTs y quiere conquitar el Metaverso

El emprendedor Kelvin Alvarado y su abuela.

Recientemente tomó una mola creada por su abuela, y la digitalizó en un NFT, o token no fungible, que es un certificado digital de autenticidad de la pieza, para ofrecerla a través del portal Opensea.io, un mercado en línea para este tipo de proyectos.

Los NFTs generan un token que permite su rastreo, es utilizado para artículos digitales únicos. Esta tecnología es aprovechada actualmente por artistas digitales, para la venta de sus creaciones.

“Hay varios sistemas en el mundo que te permiten ponerlo en lo digital. Al igual que con las criptomonedas, vas viendo el tracking (rastreo)”. En el caso de la mola de Alvarado, no solo entrega la versión digitalizada, sino también el artículo físico confeccionado por su abuela.

El siguiente paso en este proyecto es poder realizar artesanías gunas y piezas de ropa para avatares en el metaverso. “En el metaverso de Facebook hay personajes digitales que necesitan comprar ropa”.

El crecimiento acelerado de los NFT ha traído una nueva área de creación para los artistas, con un público dispuesto a invertir su capital.

En junio de 2021, un NFT llamado CryptoPunk número 7523, fue vendido en Nueva York por $11.7 millones.

Pero también ha sido espacio para estafas a través de obras plagiadas, e incluso suplantación de identidad, como en el caso de un NFT vendido en 2021 por $300 mil, supuestamente creado por el artista Banksy.

Alvarado aconseja consultar páginas webs de comercios reconocidos, verificar la cuenta del creador, y no hacer clic en enlaces desconocidos cuando le envían el NFT por chat o redes.

Miguel López

Editor de la Unidad de Contenido Digital
- Leer más artículos de este autor -