Financiamiento y capacitación, el combo para el éxito del emprendimiento femenino

El futuro del empresariado femenino es clave para la recuperación de las economías de la región. Hay  muchos obstáculos que afrontan las emprendedoras incluyendo el financiamiento pero, si uno les pregunta, la falta de capacitación es un problema que se repite una y otra vez.

A medida que la pandemia se ha ido convirtiendo también en una crisis económica, las fuentes de financiamiento para muchos emprendedores y emprendedoras en América Latina y el Caribe (ALC) se han ido cerrando. Pero las fuentes de capacitación pueden y deben abrirse.

En una región que presenta el mayor porcentaje de mujeres auto-empleadas del mundo, el futuro del empresariado femenino es clave para la recuperación de las economías. Y es por ello que hay una gran oportunidad para poder propiciar espacios y herramientas de aprendizaje y capacitación. Hay muchos obstáculos que pueden citarse para el desarrollo de empresas lideradas por mujeres incluyendo el financiamiento pero, si uno pregunta a las empresarias, la falta de acceso a capacitación es un problema que se repite una y otra vez.

ALC está llena de micro- y macro-emprendedoras que han lanzado empresas dedicadas en su mayoría a sectores de servicios, de transporte, de manufactura y otros muchos. Pero, al igual que sus contrapartes masculinos, muchas de estas empresarias, incluyendo algunas que ya manejan ingresos importantes, tienen lagunas en sus conocimientos relacionados con la adecuada administración integral de los negocios.

En un reciente webinario que organizó BID Invest con la participación de Charlotte Keenan, Directora Global del proyecto 10,000 Women de Goldman Sachs, escuchamos el testimonio en este sentido de Mónica Bárcena, fundadora y directora ejecutiva de Ulalight, empresa mexicana que diseña y fabrica equipos de iluminación, y graduada del programa.

El proyecto 10,000 Women, lanzado en 2014, es una iniciativa global que brinda a emprendedoras de todo el mundo una educación empresarial y gerencial, tutoría y acceso a redes de conocidos. Su éxito refuerza una idea que observamos constantemente en el sector financiero: las empresas lideradas por mujeres suelen recuperarse mejor de una crisis. Muchas – particularmente microempresas que generan ingresos adicionales para mujeres que, en muchos casos también se ocupan de tareas domésticas – son fundamentales para las economías familiares.

Bárcena explicó que, ella se lanzó al mundo del emprendimiento con ideas y entusiasmo sin embargo con limitados conocimientos sobre todo en conceptos financieros. Por ejemplo, logró afianzar sus conocimientos del concepto contable de “flujo de caja” después de participar en los cursillos que ofrece 10,000 Women, que ahora se encuentran en la plataforma en español y portugués. Además, resaltó el hecho de formar parte de una red de mujeres empresarias, con las que puede conversar y compartir retos, éxitos y oportunidades en los negocios.

Iniciativas como 10,000 Women pueden parecer para algunos de sentido común, pero lo cierto es que no hay muchos otros proyectos semejantes en el mundo para aquellos que no pueden acceder a un Master en Business Administration o algo similar, de su propio bolsillo.

En ALC, sin ir más lejos, Banco G&T Continental de Guatemala es una de las pocas entidades financieras que cuenta con el desarrollo de un programa integral, para negocios dirigidos por mujeres, con servicios de valor agregado como asesoría para empresas, que está pronto a lanzar. Cabe mencionarse, que la inversión en las empresarias es segura. Datos recopilados por BID Invest en años recientes indican que las mujeres tienen un mejor comportamiento de pago y por lo tanto menos morosidad que los hombres en ALC, en casi todos los segmentos comerciales.

BID Invest otorgó a G&T Continental un préstamo subordinado de US$75 millones, con el objetivo de incrementar el financiamiento a pequeñas y medianas empresas (PYME), con especial énfasis en empresas controladas por emprendedoras.

BID Invest también apoya a G&T Continental con servicios de asesoría, contribuyendo a los esfuerzos del banco para desarrollar las mejores prácticas para la creación de una cultura laboral en donde se honran, respetan, maximizan y aprovechan las perspectivas únicas de hombres y mujeres, creando un ambiente laboral receptivo. G&T Continental busca replicar en Guatemala el programa G&T Mujer, que desarrolla con notoriedad a través de su subsidiaria en El Salvador desde el año 2012; con apoyo del Grupo BID, busca posicionarse como un banco líder y de referencia en el financiamiento y asesoría integral a pequeñas y medianas empresas lideradas por mujeres.

Es importante hacer notar que la capacitación no es solo una es una excepcional herramienta para los negocios. Por ejemplo, entender un informe financiero, aprender a desarrollar un presupuesto y comprender el funcionamiento de las desgravaciones fiscales son habilidades y herramientas que ayudan a empresarias también en su ámbito personal, con beneficios para aprender a gestionar sus ahorros personales y planificar para el futuro. Lo que empodera aún más a las mujeres de ALC.

Stephanie Oueda

Jefa de género y diversidad en BID Invest, con sede en Washington D.C.

María Lucrecia Monge

Directora Comercial de productos para la Mujer en G&T Continental.