La voz, el gran desafío en la reunión virtual

La voz, el gran desafío en la reunión virtual

Las voces se comprimen y no todas las frecuencias sobreviven intactas al proceso, alertan expertos.


A través de videollamadas y otras plataformas tecnológicas puede verse afectada y que se distorcione la calidad de la voz de las personas, principalmente de las mujeres.

Desde que comenzó la pandemia de covid, las reuniones virtuales están en todos lados, lo que provoca nuevas ansiedades tanto para empleados como para ejecutivos.

¿Se ven mis pantalones deportivos bajo la chaqueta del traje? ¿Interrumpirán la reunión los niños o el gato?

Resulta que, si usted es mujer, una mayor preocupación podría ser la forma en que se escucha su voz. Una nueva investigación sobre plataformas de videoconferencia revela que servicios como Zoom, Skype y Teams no transmiten todos los sonidos de la misma manera.

Las voces se comprimen y no todas las frecuencias sobreviven intactas al proceso, según Oliver Niebuhr, profesor asociado del Centro de Electrónica Industrial de Syddansk Universitet, y el profesor asistente Ingo Siegert, de la Universidad de Magdeburg.

Las voces de las mujeres resultan particularmente afectadas, ya que su sonido finalmente pierde expresividad y, por lo tanto, suenan menos carismáticas que las de los hombres, dijeron los investigadores. Las malas conexiones a internet empeoran el efecto, señalaron, e hicieron un llamado para una mejora de la tecnología.

La recomendación se produce en medio de señales de que las empresas continuarán valiéndose de reuniones virtuales, incluso tras la reapertura de las economías.

”Si quiere convencer a una persona de algo, es esencial que parezca carismático. Debe captar toda la atención de esa persona”, dijo Niebuhr. “Nuestra voz es extremadamente importante en ese contexto, especialmente en un contexto en el que el lenguaje corporal queda fuera de la ecuación, como es el caso de una videoconferencia”.