Panamá en la autopista de las aplicaciones móviles

En el ránking de mayor descargas de app en los teléfonos celulares figuran aplicaciones desarrolladas en el país y de empresas locales que se anotan en la industria de la transformación digital. 

El desarrollo de aplicaciones móviles para teléfonos inteligentes y otros dispositivos como tabletas, es un negocio en crecimiento en Panamá. En el mundo se descargaron en 2018 más de 194 mil millones de apps, la mayoría en categorías como juegos en línea, pero otras de servicios de delivery, comercio electrónico, soluciones financieras y de entretenimiento tienden a crecer con más fuerza a medida que los consumidores demandan más servicios y soluciones que puedan tramitar desde el celular.

Panamá no se ha quedado atrás en este boom de desarrollo, algunas empresas cuentan con sus equipos in house con profesionales de la informática y programadores que habilitan sus propios servicios y otros optan por solicitar a empresas internacionales el diseño y la actualización de sus plataformas móviles para estar al día.

En la página https://www.similarweb.com se pueden ver los ranking de aplicaciones más descargadas en  sistemas operativos Android de Google Play o iOS de Apple Store, para varios países y categorías. Por ejemplo en la categoría financiera aparecen en la lista de las aplicaciones más descargadas : Banco general, Banitsmo, Adelantos, Banca Móvil Bac Credomatic, Nequi Panamá, Punto Pago, Banca Móvil de la Caja de Ahorro, Western Union Latinoamérica, Multibank App, y la Banca Móvil del Banco Nacional de Panamá, entre otras.

El desarrollo de aplicaciones básicas puede costar entre los 5 mil y 10 mil dólares o incluso más de 50 mil. Los expertos señalan que hay que considerar la complejidad de los desarrollos y además contemplar el costo de actualización y mantenimiento.

Estos son algunos de los casos:

Degusta

Cristóbal Cortés, fundador de Degusta cuenta cómo fue la odisea de crear una aplicación móvil en tiempos de Blackberry. «Degusta fue la primera empresa panameña en tener una aplicación móvil, incluso llegamos a tener app para blackberry. Inicialmente tuvimos que buscar una empresa en Argentina ya que en Panamá no había gente con experiencia. Nosotros desarrollamos apps para celulares en las primeras versiones de Android y iPhone. Era muy difícil conseguir talento. En Panamá hoy en día hay empresas que pueden desarrollar apps, sin embargo, si la aplicación es muy compleja es dificíl conseguir estas empresas o talento local con experiencia para realizarlas».

Sostuvo que para Degusta tener un equipo outsource fue un obstáculo ya que los tiempos de desarrollo eran muy lentos y dependes de un proveedor que atiende varios clientes a la vez y los tiempos son muy largos. «Hace varios años decidimos que nuestro personal se capacitara en desarrollo de apps y hoy en día tenemos un equipo con muchos años de experiencia. En Panamá es muy difícil conseguir personal capacitado para desarrollo, independientemente si son aplicaciones móviles o base de datos».

Cristóbal Cortes, fundador de Degusta.

El fundador de Degusta sostiene que un usuario de un app busca que se le solucione un problema. «Puede ser entretenimiento en su tiempo libre, escoger un restaurante, hacer un delivery o recibir noticias en tiempo real. La aplicación debe ser fácil de usar e intuitiva para el usuario. Si necesitan explicar como funciona hay un problema», sostiene.

Comenta que Degusta ayuda a las personas a decidir donde salir a comer y a descubrir nuevos restaurantes. Los usuarios encuentran todos los restaurantes de la ciudad con recomendaciones y fotos de otros usuarios que han ido anteriormente. «Degusta permite reservar online en más de 300 restaurantes  y tener acceso a promociones y ofertas. Actualmente Degusta tiene unos 80 mil usuarios activos mensualmente desde nuestras apps en Panamá. Hemos tenido más de 500 mil descargas los últimos años».

Cortés, precisa que para poder ser un hub tecnológico Panamá, necesita más personas capacitadas para darle soporte a estas empresas tecnológicas que están creando aplicaciones móviles. «Hay gente muy buena en tecnología, pero falta talento capacitado para desarrollar más y mejores tecnologías. Veo muchas buenas ideas que no se llegan a ejecutar porque no se consigue personal capacitado para desarrollarlas y los emprendedores terminan sin ejecutarlas o con un producto mediocre que no llama la atención de los usuarios».

«Cuando uno es un fundador de una empresa de tecnología, pero sin un background tecnológico, se necesita gente a tu lado que te oriente en cómo desarrollar estos sistemas. El principal reto que veo en los emprendedores es poder conseguir a la persona con los conocimientos tecnológicos que permitan desarrollar su idea con altos estándares de calidad, usabilidad y escalabilidad», señala el fundador de Degusta.

Appetito24

Enrique Valencia, cofundador de Appetito24 hace un recorrido de los desafíos de emprender con una solución tecnológica que ameritaba una aplicación móvil. «Tuvimos la suerte de empezar desde cero un emprendimiento, hasta ahora que  contamos con más de 300 desarrolladores entre Uruguay y Argentina además del soporte que da Alemania. Cuando empezamos la idea, lo primero que sopesamos era la necesidad de lanzar el proyecto rápido».

Relata que al tener la necesidad de probar el producto cuanto antes, la aplicación de Appetito24 inicialmente se desarrolló de forma básica sin tantas complejidades, lo que fue mejorando con el tiempo.

«Comenzamos cotizando el servicio de desarrolladores y lo primero que se analiza es cuántas horas van a dedicar, por ejemplo 100 horas y nos decían que la hora se cotizaba en desde 25 dólares a  150 dolares dependiendo del país de contratación del servicio. El diseño de la app se encarece en la medida que se agregan funciones como que los usuarios y los comerciales puedan tener visibilidad, tracking en tiempo real y otros beneficios».

Valencia sostiene que ante la premura de salir al mercado, decidieron contratar un servicio de desarrollo de software en India. «Esto nos permitió adelantar el 65%  del camino, pues se tenía la base y luego pudimos agregar los módulos que se necesitaban, en ese momento. Esto nos permitió hacer un análisis de lo que funcionaba bien y lo que no. Nos ayudó a probar el modelo para ver si había o no negocio».
Enrique Valencia, cofundador de Appetito24.
Cuanto constataron que había mercado para el proyecto de delivery, contrataron desarrolladores en Costa Rica para mejorar el servicio de la app.
«Lo más importante es probar el modelo; lo que hemos visto hasta ahora no solo en la industria del delivery de alimentos, es que en muchos casos la persona que esta empezando un negocio móvil se enfoca demasiado en el diseño, en tener la mejor aplicación y quiere que todo esté listo desde el principio,  y eso puede determinar el tiempo de salida al mercado, en nuestro caso decidimos salir con lo que teníamos y luego mejorarlo para ganar tiempo probando el producto en el mercado real».
Reconoce que uno de los momentos más difíciles fue que se encontraron con un volumen de pedidos y transacciones que la plataforma inicial no soportaba, por lo que tuvieron que enmendar en el camino el software.
«El mito más importante que se logró romper era que en Panamá la gente no iba a pedir comida  por una aplicación móvil, pero es un cambio a nivel mundial el consumidor quiere resolver problemas y retos a través de soluciones tecnológicas. Si a un usuario se le puede ahorrar 5 minutos de su tiempo al día, eso es un valor agregado importante», señala Valencia.
Precisa que hoy en día el usuario de los teléfonos celulares tiene más espacio en sus dispositivos y puede bajar más aplicaciones que antes.
«Una tendencia que vemos es una aplicación para todo, como ya ocurre en China tienen una app en la que pueden  pagar el metro, taxi, alquilar un monopantín, hacer el checking de un vuelo, todo en una sola herramienta».
Valencia precisa que un trabajo que hay que hacer es actualizar el sistema educativo para que las universidades puedan estar al día con los avances tecnológicos y las exigencias del mercado por ejemplo como en el caso de la industria de desarrollo de aplicaciones móviles.
«Se debe incentivar a que las principales empresas de tecnologías vengan a instalarse en el país, y para eso se requiere preparar al talento local».

Encuentra24

La plataforma de clasificados en Línea comenzó como una web y posteriormente decidió crear su propia aplicación móvil. «Para nosotros el aplicativo móvil es una ventana de suma importancia para brindarle soluciones prácticas a los usuarios. En Encuentra24.com escuchamos la voz de nuestros usuarios antes de diseñar nuestro App, en donde nos enfocamos en construirla de manera creativa e innovadora respondiendo las necesidades de anunciar, comprar, vender o incluso buscar trabajo de manera rápida, fácil y amigable», menciona Boris Métraux, ceo de Encuentra24.

Explica que uno de los desafíos fue encontrar un aliado para construir esta herramienta móvil que contará con la tecnología para el desarrollo, programación y velocidad de respuesta que esperaban. «Luego de buscar decidimos contratar a una compañía ubicada en España con sede estratégica en Panamá, que tiene experiencia desarrollando aplicaciones para empresas similares».

Boris Métraux, CEO de Encuentra24.

Refiere que el costo de una app depende del nivel de complejidad, la cantidad de funciones, calidad, diseño, rapidez y la conexión con la página web. «Todo va a depender de lo que el cliente necesite y cual es la complejidad del desarrollo, tráfico y los retos o crecimiento proyectado que vienen como consecuencia del mismo. Adicional, desarrollarlo y adaptarlo para usuarios de iOS, Android, Smart TV y Smart Watches o el dispositivo que su clientela utilice con frecuencia», menciona Métraux.

Precisa que hay que tener como norte que si una app es útil producirá dinero y rentabilidad a la empresa. «Los usuarios buscan información actualizada, visibilidad, seguridad, que consuma menos recursos a mayor velocidad, tráfico online y números grandes de clientes potenciales. Multiplicado por millones de usuarios; recordemos que, si una aplicación es útil, puede ser una fuente exponencial de ingresos para esa empresa», indica el CEo de Encuentra24.

Encuentra24.com ha alcanzado más de 830 mil descargas en total en Panamá y en todo Centroamérica más de 2.1 millones.  «Casi la mitad de la población económicamente activa.  Contamos con un rating arriba de 4.5 en el Google PlayStore, superando aplicaciones similares».

Boris Métraux sostiene que Panamá podría ser un gran hub tecnológico, y prueba de ello es que existen emprendimientos extraordinarios nacidos en el  país. «Pero falta apoyo de los gobiernos para su desarrollo tecnológico, inversión de capital semilla y personal especializado. Considero que es una buena oportunidad para que las autoridades gubernamentales, las empresas privadas y las universidades hagan una pausa para analizar el potencial que tendría tener un hub tecnológico en Panamá».

Considera que es clave que todos los actores que están en el mundo de la tecnología unan esfuerzos para dar recomendaciones al Gobierno y a las universidades para generar valor compartido. «Desarrollarnos como centro  tecnológico, teniendo no solo el apoyo de las autoridades con incentivos, sino teniendo personal capacitado nos podrían en el mapa de la atracción de inversiones extrajeras que impulsarían la economía local de manera sostenible».

Banco General:

La transformación digital en el sistema financiero llegó con la renovación no solo de las plataformas web y la creación de valor agregado en los servicios, también con el desarrollo de nuevas plataformas que ofrecen servicios y soluciones a los usuarios de la banca. Ramón Suazo, Vicepresidente Asistente de Transformación Digital de Banco General, cuenta que el diseño de la aplicación del banco fue realizado in house en el centro de innovación, con una metodología centrada en el cliente y un equipo multidisciplinario.

«Nuestro objetivo es ofrecerle al cliente una Banca Móvil fácil de usar y que resuelva sus necesidades. La nueva Banca Móvil se lanzó en 2018 y mensualmente se han incluido nuevas funcionalidades buscando llenar las expectativas de los clientes. Ellos no dan retroalimentación constante para mejorar las funcionalidades para que la aplicación sea cada vez mejor».

Precisa que uno de los retos para la industria es proporcionar una aplicación que se adapte a las exigencias de un consumidor cada vez tecnológico.  «Los clientes exigen rapidez e inmediatez ya que esto es a lo que están acostumbrado con otras aplicaciones globales».

Suazo comenta que en Panamá existen personas con formación formal e informal que desarrollan apps, pero precisa que se requiere de más personal calificado en esta materia tecnológica. «Es un gran reto educativo que tiene nuestro país», apunta.

«Las aplicaciones financieras nos permiten tener una sucursal digital que esté abierta 24/7 para que podamos atender a nuestros clientes cuando ellos lo necesiten. El mundo se mueve hacia allá, el cliente es el que decide cuándo y cómo  quiere ser atendido».

Sea en el sistema financiero, en el retail, en el comercio y los restaurantes, en la educación y otros sectores como las telecomunicaciones, el entretenimiento, o en el turismo y los viajes las aplicaciones móviles están en auge y quienes las desarrollen y programen tienen ganada parte de la carrera hacia el futuro del mercado laboral y comercial.

martesfinanciero.com exclusivo como los socios de
Club La Prensa

Adquiere un plan de suscripción Hazte socio

Gracias por valorar y respaldar el periodismo responsable e independiente.

Olvidé mis datos de acceso / Quisiera recuperar mis datos