Tesla inaugura nueva era en China con producción en planta

Tesla Inc. inició producción en China, marcando así un paso importante en el impulso global del director ejecutivo, Elon Musk, de dominar la industria de los vehículos eléctricos y anunciando lo que podría ser el comienzo de una competencia real en el mercado de vehículos eléctricos más grande del mundo.

Musk presidió una ceremonia el martes en una nueva planta multimillonaria cerca de Shanghái, la primera fuera de Estados Unidos, donde la compañía estadounidense entregó al público los primeros sedanes Model 3 fabricados en China, el primero de los cuales fue un sedán blanco para un hombre de la cercana ciudad de Wuxi. Técnicamente, las entregas comenzaron la semana pasada pero fueron para los empleados.

La producción local ayudaría a Musk a aprovechar el impulso reciente de la compañía en el país, que también es el mercado más grande del mundo para consumidores de gas normales. Tesla está entrando en China con precios que no son mucho más altos que los de fabricantes locales como NIO Inc. y Xpeng Motors, mientras socava a gigantes mundiales como BMW AG y Daimler AG.

Musk también presentó el Model Y crossover para el mercado chino, diciendo que la demanda del vehículo probablemente superará la de todos los demás modelos combinados de Tesla. Otros planes incluyen formar un centro de diseño e ingeniería en China para que Tesla eventualmente pueda desarrollar un auto nuevo desde allí, dijo.

La compañía insignia de Musk, llamada así por el famoso inventor Nikola Tesla quien murió hoy hace 77 años, ahora tendrá que evitar una repetición de los problemas técnicos que experimentó en su fábrica automotriz original en California, donde la compañía pasó por meses de lo que Musk llamó «producción infernal» mientras aumentaba la producción del Model 3. Después de estar constantemente por debajo de los ambiciosos objetivos del director ejecutivo, elfabricante automotriz quemó miles de millones de dólares y estuvo a punto de quedarse sin dinero.

La acción ganó 26% el año pasado, con un rendimiento ligeramente inferior al aumento de 29% en el índice S&P 500.

Las acciones de Tesla van por buen camino desde que la compañía reportó una ganancia trimestral sorpresa a fines de octubre.