Créditos privados registran una disminución al cierre de febrero de 2021

Créditos privados registran una disminución al cierre de febrero de 2021

Un informe de la Superintendencia de Bancos de Panamá indica que los créditos privados disminuyeron en 30 millones de dólares en febrero de 2021.

La débil situación económica derivada de las acciones tomadas por la pandemia, ha repercutido en la solicitud de nuevos préstamos en el sistema financiero panameño.

La Superintendencia de Bancos de Panamá indica que el crédito al sector local registró un saldo de 54 mil 143 millones de dólares a febrero de 2021, lo que representa una disminución de 31 millones de dólares (-0.1%) con respecto al mes anterior, debido al menor desempeño del crédito al sector privado.

El informe indica que el crédito del sector privado se redujo en 30 millones de dólares, de acuerdo con las cifras del Informe de Actividad Bancaria de la Superintendencia de Bancos de Panamá (SBP).

Indica el organismo que este comportamiento responde a condiciones de demanda y son el resultado del entorno macroeconómico que afronta el país producto de la pandemia.

En el informe también se observa, en general, que las tasas de interés han experimentado leves fluctuaciones hacia la baja en la mayoría de los tipos de créditos. Al compararse con el resto de la región, las tasas del mercado panameño son bajas y presentan poca volatilidad.

La liquidez del sistema bancario alcanzó un 63.4%, como se ha indicado en informes previos, en materia de liquidez legal, la mayor parte de los bancos mantiene niveles superiores a los registrados antes del inicio de la pandemia, lo que responde a una estrategia integral para proteger la calidad de los activos, generar reservas y ampliar la liquidez.

Mientras que el más reciente índice de adecuación de capital sobre activos ponderados por riesgo es de 15.9%, lo que supera marcadamente el mínimo regulatorio de 8% que requiere la Ley Bancaria.

Los resultados de estos indicadores reflejan que, pese a la coyuntura económica actual, a la fecha los fundamentos del sistema bancario en su conjunto muestran solidez.

Los niveles de capital elevados, la amplia liquidez, el incremento de provisiones que los bancos han estado haciendo para enfrentar un posible deterioro de la cartera de créditos, aunados a la constitución de una provisión genérica equivalente al 3% del saldo bruto de la cartera de créditos modificados dispuestas por la SBP en el Acuerdo No. 9-2020, le han permitido al sistema financiero mantener un funcionamiento adecuado y afrontar los choques causados por la pandemia.

La banca en Panamá mantiene amplios niveles de liquidez desde antes de la pandemia, lo que ha constituido un factor importante para hacer frente a los efectos de un entorno complejo como el que se ha presentado desde marzo 2020.

Esto se debe a que las instituciones bancarias incrementaron sus reservas de liquidez, a raíz de la implementación del Acuerdo sobre la implementación del Índice de Cobertura de Liquidez (LCR). Los requisitos de LCR y de activos líquidos de alta calidad son especialmente relevantes dada la ausencia de un banco central y un seguro de depósito, razón por la cual esta disposición ha continuado vigente en el contexto de la contingencia de la COVID-19.

Los activos del Centro Bancario Internacional (CBI) totalizaron 130,437 millones de dólares, lo que representa una disminución de USD565 millones, menos (-0.4%), con respecto al mes anterior.

Los depósitos captados por el CBI registraron un total de 95,927 millones de dólares, con una disminución de 521 millones de dólares (-0.5%), producto de una reducción de los depósitos oficiales, que impulsaron de manera relevante los depósitos bancarios totales una vez inició la pandemia.

Redacción Martes Financiero

Entérate del acontecer financiero local y mundial. Búscala todos los martes en La Prensa.
- Leer más artículos de este autor -