Edicion N░ 1009 | 09 de enero de 2018
Inicio PP Panamá Relieve Dossiers
 

entrevista

‘BLOCKCHAIN’ O LA REVOLUCIÓN DE LA FE



INNOVACIÓN

ÓSCAR CASTAÑO LLORENTE
[email protected]

imagen
Si  2017 fue el año del bitcóin,  2018 lo será del blockchain.

A diferencia de la criptomoneda y sus homólogas, más de 700, la tecnología de registros distribuidos o de cadena de bloques se ha ganado desde su aparición la confianza de múltiples agentes, oficiales y empresariales. Nadie la mira con recelo aunque se la utilice para desintermediar sistemas tan complejos como los financieros y bancarios o con el propósito de aumentar la eficiencia de la administración pública.

Prueba del poder del blockchain se aprecia en el plan de asistencia humanitaria de la ONU en Siria tras años de guerra. El organismo multilateral debía penetrar los enclaves urbanos ocupados por los refugiados y ofrecerles instrumentos de cambio para facilitar las transacciones en abarroterías, salud, transporte o comunicaciones.

La compra y venta de estos servicios de primera necesidad tenía dos cortapisas con la ausencia de un banco central y la falta de una moneda de curso habitual. A través de ethereum -la segunda criptomoneda más usada y que como tal sustenta su funcionamiento en blockchain-, el banco mundial de alimentos de la ONU logró penetrar aquellas zonas deprimidas sin que se dieran por enterados los portadores de los fusiles.

“El organismo decidió enviar dinero a los refugiados después de una alianza con la empresa inglesa iWard, experta en aplicaciones. El programa registró el iris de las personas con el blockchain y de esta manera pudo enviarles dinero. Ellas solo debían acercar su ojo a un dispositivo tecnológico instalado en el lugar de compra, y accedían a bienes y servicios”, describe Irene Giménez, gerente de la firma Goethals Consulting. (Ver infografía: Así funciona la cadena de bloques).

La región

En El Salvador, recuerda Giménez a raíz de un proyecto gestado en la firma consultora panameña, se adecuó un sistema semejante al de la cadena de bloques en los trámites procedimentales. El resultado: se redujo la mora judicial en más del 70%. En ocasiones hasta en un 80%. “Nuestro equipo instaló un sistema que incorporaba algoritmos de muchísima complejidad que pudieron balancear toda la estructura de carga del sistema judicial”.

imagen
EQUIPO. La firma panameña que validad la tecnología de cadena de bloques: Roberto Earle, Gustavo Barreiro, John Bennet, Irene Giménez y Ricardo Soto. LA PRENSA/Ana Renteria
En ese entonces no existía el blockchain, o estaba en sus inicios, pero Giménez recuerda que la firma incursionaba ya en modelos de transacción financiera o de servicios sobre la base de desintermediar el manejo de la información. “Adelantábamos un proyecto alternativo al uso de una moneda centralizada porque veíamos su decadencia. Caminábamos por una misma línea de innovación que después se resolvió con la llegada de blockchain. En ese momento llamábamos a nuestra idea paper light, una moneda respaldada en oro”.

La aparición de blockchain, contrario al temor inicial suscitado por ciertas innovaciones, como el carro en los tiempos de las carretas, ganó valoración en sistemas de diversa índole. “Los dota de trazabilidad y de transparencia. El registro de la información se hace inalterable”. Su control y seguimiento recae en manos de todos los actores interesados cuando son procedimientos de tipo privado, o en la ciudadanía en caso de llevar un cariz público.

El equipo de Goethals Consulting detalla los resultados de la conversión de los trámites ante los estamentos públicos de Dubái en uno de los más modernos y transparentes del mundo. El responsable: blockchain.

El emirato árabe muda su sistema público de servicios a la cadena de bloques porque se trazó la meta de eliminar el papel en las dependencias oficiales. El plazo se vence en  2020 y para eso se vuelca hacia el blockchain. “Esta transformación le representará 45 millones de horas laborables–hombre, o su equivalente al trabajo de 13 mil personas. Se reduce el tamaño del Estado, pero a la vez se obtienen ahorros significativos que pueden promover más plazas de trabajo. Dubái tiene una tasa de desocupación menor al 2%, y el mismo número de habitantes de Panamá”. (En nuestro país el desempleo es del 6%).

El funcionamiento del blockchain en sistemas ajenos al del sector financiero puede  comprenderse mediante una equiparación con la Wikipedia. Antes de su aparición solía tenerse acceso a los archivos de la historia en tomos de extensión finita que en el algún momento debían llegar a su fin. Ninguna biblioteca era suficiente, pero sí el esfuerzo de los codificadores de tomos y documentos.

El archivo virtual suplió esta falencia humana porque facultó a cualquier persona para enriquecer, corregir o aumentar los datos de sucesos, figuras de la humanidad, objetos y lugares. Si surgen errores, estos son más fáciles de enmendar con el aporte de otros participantes. Los cambios quedan registrados según la  fecha, la persona y la enmendadura. 

De manera que el blockchain pisa el umbral del istmo, pero tiene por delante un camino. El país lleva tres años consecutivos, hasta el año pasado, promediando 38 puntos en el Índice de Percepción de la Corrupción realizado por la oenegé Transparencia Internacional. En dicha escala, 100 significa “altamente transparente”,  y cero, “altamente corrupto”. Dinamarca lideró la tabla en 2016, y al final estaba Venezuela. Panamá debe determinar en qué posición quiere estar.

GALERÍA

‘BLOCKCHAIN’ O LA REVOLUCIÓN DE LA FE

 

 
 
 
Traducir esta página
 
 
 
 
SUPLEMENTOS
Ellas
Recetario
Buscafacil
 

© 2010-2015. Editorial por la Democracia S.A.  Derechos reservados.

Teléfono: (507)222-1222 Apartado 0819-05620 El Dorado
Ave. 12 de octubre, Hato Pintado Panamá, República de Panamá

Ediciones anteriores | Nosotros | Email